Choroní es un bellísimo pueblito colonial bien conservado y pintoresco situado al borde marítimo del Parque Nacional Henry Pittier. Su puerto, la vecina Puerto Colombia,   se sitúa donde desemboca el Río Grande o “Tipire” y donde comienza la enorme y furiosamente espectacular Playa Grande.

Para llegar a este sitio inédito, debe atravesarse el parque nacional por una sinuosa y muy estrecha carretera desde la ciudad de Maracay (a una hora de Caracas). Son apenas 40 kilómetros que toman una hora y media de travesía por un impactante bosque nublado de montaña que corta la respiración al viajero.

Casa Bequevé está situada entre Choroní y Puerto Colombia, con lindero con el río y enclavada en pleno follaje boscoso.

La casa principal es una estupenda edificación que recrea las magníficas casonas coloniales de hacienda de café y cacao, con apenas siete habitaciones y dos acogedoras piscinas rodeadas de naturaleza y con un servicio de alto nivel y exclusividad.

Choroní es un enclave único al conjugar playa, rio, selva y montaña. Además de sus propios encantos, ofrece una abundancia notable de atractivos y actividades.

 

 

 

Nuestro programa incluye hospedaje en relajantes y exquisitas suites, desayunos variados y soberbias cenas a base de pescado fresco del día.

Disponemos de servicio de masajes al aire libre con reservación previa.

No ofrecemos almuerzos y las bebidas alcohólicas se pagan aparte, no prestamos servicios de tours diurnos pero nuestra gerencia lo asistirá recomendando operadores independientes para visitas en lancha a las numerosas bahías, playas y pueblos cercanos (Uricao, Cata, Cepe, Tuja, Chuao, Valle Seco, La Ciénaga y otras), a los alucinantes pozos y saltos del río, las verdes montañas selváticas que la rodean, actividades y excursiones (trekking de montaña, paddle, buceo, snorkeling, kayak, turismo histórico y cultural, entre otros).